Palabras de campeones

Luego del bicampeonato de Boca en la Supercopa, Farach, Basile y Taffarel dejaron su punto de vista y su análisis del título obtenido. Los jugadores resaltaron la labor del equipo en cuanto a la intensidad.

Tras cargarse a Ferro (7 a 1) en cuartos de final y Kimberley en semis (1 a 0), Boca no tuvo contemplaciones y en la final disputada en el multiestadio de los de Caballito se consagró bicampeón tras vencer 4 a 1 a Newell’s. Asimismo, tras los festejos, algunos de los jugadores tomaron la palabra y explicaron porqué el Xeneize se quedó con el primer certamen del año.

Lucas Farach, arquero figura del campeonato, por su parte celebró el compromiso del grupo y la labor realizada en todas las líneas:

“Hicimos una gran pretemporada en Mar del Plata, esa fue la base fundamental. El grupo está muy unido y sabe lo que se juega torneo a torneo. Hemos llegado al arco rival, supimos defender y eso es lo valorable, que el equipo se adapta al momento del partido y sabe lo que tiene que hacer para ganar. No le podíamos dar ninguna pérdida para que nos ataquen. El juego colectivo lo podíamos defender y la presión lo pudimos hacer bien”.

Por otra parte, Santiago Basile, uno de los referentes y figuras del plantel, también destacó lo hecho por el equipo y, además, se refirió a las competiciones que se aproximan, en las cuales no quieren fallar como ocurrió en 2018.

“El cambio de técnico te da otro aire. Se vio un Boca concentrado, que presionó y con más adrenalina que como habíamos terminado el año. La pretemporada te da ese plus. Planteamos el torneo de menor a mayor. La concentración y la intensidad fueron muy buenas contra Ferro y al salir las cosas bien de entrada te sirve para el torneo. Fuimos solidarios como equipo y de ahí construimos la base para todos los partidos”.

Y agregó:

“Siempre es lindo empezar ganando. Te da otro aire, pero no hay que quedarse con eso. Hay que aprender de los errores del año pasado. Se va a ver un Boca durante el año más mentalizado y duro en lo defensivo. De los errores se construye”.

Por último, Mauro Taffarel, el experimentado capitán quien ya hace once años viste la camiseta del club, analizó y expresó su punto de vista de que el Xeneize se impuso en todos los juegos.

“Fuimos superiores a los tres rivales. El partido más parejo fue con Kimberley, pero el nuevo Boca es bajar a la realidad un poco. Jugar de otra manera. Nos vimos diezmados cuando nuestros jugadores más desequilibrantes no estuvieron y entendimos que había que jugar de otra manera y sacamos el rédito en cada uno de los partidos”.

Además, añadió que de los errores pasados pudieron aprender, lo que les permitió festejar un título más:

“Nuestro objetivo es salir campeón, no es llegar a las últimas instancias. El año pasado lo podemos dividir en dos. En la primera parte logramos el torneo pero después de la Copa Libertadores no fuimos un gran Boca. Eso nos hizo dar un fuerte golpe contra la pared, el llegar a fin de año y no lograr títulos. Hubo que recuperar el fuego y lo demostramos en cada partido. Supimos entender que había que jugar simple. No sufrimos ninguno de los partidos y eso lo entendimos del año pasado a este”.

Etiquetas

Ver también

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar

Bloqueador de publicidad detectado

Nuestro sitio se mantiene gracias a la publicidad. Por favor, considere apoyarnos para que sigamos online desactivando su bloqueador de anuncios para esta página. Muchas gracias.